Las cosas se pueden hacer bien o mal

Pues efectivamente, las cosas se pueden hacer bien o mal. Como ya he dicho en varias ocasiones, las alegrías de mi familia nunca son completas.

Llevo dos años y pico trabajando en una empresa, dos años y pico luchando para sacarla adelante ya que somos tres, (ahora cuatro).

Año y medio tragando mierda, cobrando 300€, currando 10 horas a la semana, y siempre pensando: ya llegará la recompensa, me van a subir de horas, ya vendrá la buena época.

Pero nunca llegaba, siempre había excusas, siempre había momentos malos para subirlas, y pasaba un mes, y otro, y cada vez más decepcionada por no poder realizar las pocas metas que tenía: independizarme física y económicamente.

Año y medio después y con infinita paciencia llegó la media jornada, ir cada día a la oficina. Sabía a poco pero algo era algo. Eso sí, en B, qué me iba a pensar yo, que iban a ser legales? no tanto.

 

Después otro pasito, ponerlo en orden y en nómina, todo esto con los discursos de ella diciendo: yo de estos temas de dinero y contratos no hablo, eso él, yo hablo de residencias. Y yo pensando, joder, si no saco yo estos temas aquí nadie dice nada.

Nunca he llegado a saber mi salario hasta que no ha llegado la nómina, con decir que es cosa de la gestoría iba tirando.

Seguía con mi paciencia infinita, seguía ilusionada porque me gusta mi trabajo, y creo que sólo por eso soy afortunada, me daba igual ganar más o menos, y tenía vida propia, la independencia que quería y algo de tiempo libre.

Y llegan los dos años, y hay un compi nuevo, y las promesas de siempre de “subirte a jornada completa”. Pero pasaban los días y aquí nadie decía ni mú.

Y a dos días de Julio ya les digo bueno qué, vengo 8 horas el martes, no? y ellos, ah sí, sí, muy bien.

Y me entero el mismo día que trabajo con la jornada completa que tanto ansiaba y que me merecía por mi paciencia y por mi esfuerzo, me entero por un email y de malas formas que mi horario es infinito, que tengo que estar todo el santo día pringada, yo sola, con mucho tiempo para comer que no necesito y que me vendría fenomenal para yoga, escribir o tocarme el higo, oiga.

 

Y después de una argumentación asertiva, y propuestas alternativas por mi parte, ya por fin me llama él para decirme que es que lo de ir por la tarde es impepinable, y otras excusas que hasta me da vergüenza reproducir.

Así que me quedo con mi cara de tonta, pensando que así me lo agradecen, que he sido una persona responsable y que si tuvieran un poco de decencia las cosas se habrían hablado a la cara, antes de empezar y resolviendo todos los inconvenientes.

 

Ya no es currar todo el día, ya no es estar 13 horas fuera de casa, ya no es dejar a un gatito solo 9 horas en casa, ya no es no poder dedicar tiempo para mí, para mi pareja, para mi familia, para mis amigos, ya no es estar ausente de lunes a viernes, son las formas, la poca empatía que han tenido hacia mi, enterarme de todo por email y por lo bajini, sin saber a día de hoy mi salario oficial.

Las cosas se pueden hacer bien o mal, y siento que lo han hecho fatal. Que yo me merezco un poco de respeto y cuando se da un paso tan importante hay que tener las cosas preparadas, acondicionar el espacio con un mínimo (microondas, nevera) negociar el salario, negociar el horario. No, es lo que hay, estamos en una mala época, todo el mundo está igual o peor, no te quejes.

 

Pues sí me quejo coño, que para eso tengo boca. Lo que está mal hay que decirlo, de buenas formas pero hay que decirlo. Porque si curro a desgana y cabreada ya no es lo mismo que ir con una sonrisa y con ganas de darlo todo. Porque si hacen estas cosas a mis espaldas y sin cojones consiguen que lo que quiera es montar mi propia empresa y joderles de verdad. Sé que si me comparo con el resto de los mortales puede sonar arrogante teniendo en cuenta sus vivencias, pero lo que me llevó ayer a plantearme si seguir o no, fue la dejadez extrema de dejar que los problemas se resuelvan solos. Pensarán que soy imbécil y que trago con todo. Pues lo llevan claro como saque mi alter ego, se caga la perra.

Anuncios

otra seta dijo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s